Contaminación en la agricultura tradicional

El crecimiento paulatino de la población mundial ha obligado a la humanidad a incrementar la producción de alimentos a través de técnicas intensivas, como en el caso de la agricultura tradicional (aquella que usa tierra para el desarrollo de las plantas). Se estima que para el año 2050 la población del mundo alcance los 9 mil millones de individuos, una cifra considerablemente alta. Ante una constante demanda, los productores tienen que ingeniarse nuevas maneras para garantizar satisfacer las necesidades del consumidor.

Sin embargo, paradojamente, en muchos países, la producción agrícola intensiva ha agotado los suelos, poniendo en peligro nuestra capacidad para mantener la producción en estas áreas en el futuro. El uso permanente de los suelos para la producción de alimentos causa daños irreparables en el medio ambiente, afectando negativamente a la fauna y flora, además de mermar la propia producción.

Asimismo, los pesticidas y herbicidas que se aplican a las tierras agrícolas para controlar las plagas pueden causar la contaminación del suelo. Esto puede ocurrir cuando los pesticidas persisten y se acumulan en los suelos, lo que puede alterar los procesos biológicos del medio ambiente.  De esta forma, los alimentos se contaminan y pueden causar enfermedades graves en las personas que los consuman.

China ha clasificado el 16% de todos sus suelos -y el 19% de sus suelos agrícolas-, como contaminados. Hay aproximadamente 3 millones de lugares contaminados en la Zona Económica Europea y en los Balcanes occidentales. En Estados Unidos, 1.300 localidades aparecen en la lista de prioridades nacionales Superfund, en la que las autoridades incluyen aquellas que sufren un elevado índice de polución.

Por su parte, la contaminación del suelo afecta a la seguridad alimentaria al reducir el rendimiento y la calidad de los cultivos. Unos alimentos sanos, nutritivos y de buena calidad solo pueden producirse si nuestros suelos se mantienen sanos. Por tanto, es primordial encontrar mecanismos menos contaminantes y más productivos para poder así eliminar el hambre del mundo. En este caso, tipo de cultivos modernos como la hidroponía y la aeroponía resultan claves.  

Referencias:

http://www.fao.org/fao-stories/article/es/c/1126977/#:~:text=La%20contaminaci%C3%B3n%20del%20suelo%20puede,se%20liberen%20al%20medio%20ambiente.

https://www.ambientum.com/ambientum/suelos/contaminacion-del-suelo-consecuencias.asp

http://www.scielo.org.co/pdf/seec/v12n23/v12n23a2.pdf

Jorge Hernandez.

Lic. Estudios Internacionales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *